Visita a la Cartuja de Miraflores

Colegiados en el exterior de la Cartuja

Durante la mañana de hoy, un grupo de colegiados, familiares y amigos han llevado a cabo una visita a la Cartuja de Miraflores, en el Parque de Fuentes Blancas, acompañados por Mercedes Gutiérrez, en su faceta menos conocida de guía y gran conocedora de distintos monumentos de nuestra capital y provincia.

La Cartuja de Miraflores fue fundada en el año 1442, tras la donación a la Orden de la Cartuja por el rey Juan II de Castilla del palacio y alcázar de Miraflores, mandado construir por Enrique III de Castilla en 1401. Dicho monasterio original, puesto inicialmente bajo la advocación de San Francisco, sufrió un incendio en el año 1452 provocando un nuevo planteamiento del edificio según el diseño actual, que fue encargado al arquitecto Juan de Colonia, que trabajaba en aquel momento en la catedral de Burgos, continuándose la traza por Garci Fernández de Matienzo y posteriormente Simón de Colonia, hijo de Juan. Es Bien de Interés Cultural desde 1923 y Patrimonio de la Humanidad, como elemento asociado a Caminos de Santiago de Compostela: Camino Francés y Caminos del Norte de España, desde 2015.

Otro momento de la visita

Caben destacar en el interior del monasterio, el delicado sepulcro de alabastro de los fundadores: Juan II de Castilla e Isabel de Portugal, padres de Isabel la Católica, obra de Gil de Siloe; el retablo mayor, obra de Gil de Siloe y policromado y dorado, por Diego de la Cruz; el sepulcro del infante D. Alonso; la imagen de San Bruno del escultor Manuel Pereira; la Anunciación del pintor Pedro Berruguete y el Tríptico de la Crucifixión, de factura flamenca, entre otras.

Gracias a Merche y a todos los asistentes, hasta la próxima visita.

 

Esta entrada fue publicada en Vida Colegial, Visitas culturales y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *